Viña Dulce Nombre, dulzura infinita en un vino “nacido” en 1986

 Publicado el Por SeVi

 (photo: )

Singularidad, expresión del terroir, finura y elegancia definen la esencia de Viña Dulce Nombre. Este vino amplía la categoría de “Vinos Finitos” de González Byass. Procede de las últimas uvas de Palomino Fino que se vinificaron en dulce en los lagares de Viña Canariera, en el corazón del Pago de Carrascal, recuperados para la vinificación de la Pedro Ximénez. Este “Vino Finito” es un vino de la cosecha de 1986 del que se han seleccionado solo 2 botas. Ambas se han añejado en la bodega, ajenas al paso el tiempo, desde hace más de 30 años. El vino transmite la historia de Jerez, muestra el resultado de la vinificación “en dulce” de la Palomino Fino. El resultado es puro elixir. Viña Dulce Nombre presenta un color ébano con ciertos toques cobrizos. En nariz es goloso y rico, con mil y un matices de higos, melaza y toques de maderas nobles, junto a especias de ultramar. Contundente y ligero a la vez, su elegante dulzor hace de este vino una auténtica delicia.


Tenga presente nuestras Condiciones de uso y si utiliza esta información recuerde citar siempre www.sevi.net y La Semana Vitivinícola como fuente.

0 Respuestas(s) a “Viña Dulce Nombre, dulzura infinita en un vino “nacido” en 1986”

Comentarios disponibles para usuarios registrados