Antonio Reguilón, presidente del C.R.D.O.P. Vinos de Madrid: ‘La capital es el mercado natural de nuestros vinos’

 Publicado el Por Ángel Marqués

Antonio Reguilón, presidente del C.R.D.O.P. Vinos de Madrid. (photo: Manu_Reino)
Antonio Reguilón, presidente del C.R.D.O.P. Vinos de Madrid.

La Denominación de Origen Vinos de Madrid fue creada en 1990 y es la verdadera punta de lanza  del sector vitivinícola de la Comunidad de Madrid, dialogamos con su presidente, Antonio Reguilón sobre el “estado de salud” del vino madrileño y sus opciones de futuro.

¿Cómo se desarrolló la vendimia del 2017?

En términos de producción vitícola, la cosecha 2017 disminuyó un 36% con respecto al año anterior, siendo la más baja de la historia de nuestra Denominación de Origen. Se vendimiaron 9,96 millones de kilos de uva: más de dos tercios en la subzona de Arganda y menos de un tercio entre las subzonas de San Martín y Navalcarnero. Si atendemos a la climatología, aunque las precipitaciones del otoño y del verano estuvieron por encima de la media, el invierno y la primavera fueron especialmente secos.

¿Cuál es la situación actual de la industria vitivinícola madrileña?

Precisamente, en un pleno reciente se sumó a la Denominación de Origen una bodega más, lo que hace que hoy en día el número sea de 51 bodegas amparadas. La industria del vino madrileño está apostando por el vino de calidad, con bodegas pequeñas, familiares, pero de elaboración cuidada con un gran interés por potenciar las variedades de uva que tenemos en Madrid.

¿Cómo están influyendo las nuevas tecnologías en la producción y evolución de los vinos madrileños?

No cabe ninguna duda de que al buen hacer de nuestros viticultores de antaño, a los que considero que hay que agradecer su dedicación a la viticultura, se le está sumando una apuesta de profesionales jóvenes que han visto en la viticultura madrileña un reto por el que están luchando… La apuesta por variedades tradicionales, modernos diseños de etiquetas, el trabajo en la exportación… todo eso está ayudando a que la imagen de los vinos de Madrid haya evolucionado muy positivamente.

¿Cree usted que a la viticultura madrileña le faltan iniciativas de mejora?

No hablaría de falta de iniciativa, sino de que al no ser la agricultura un peso pesado en nuestro PIB regional, tenemos que hacer un mayor esfuerzo para evidenciar lo que en otras comunidades autónomas es algo natural. En Madrid hay que recordar que existimos, cuando no hay que olvidar que las ocho mil hectáreas dedicadas al vino en la Comunidad fijan población, conservan cultura y generan sostenibilidad al medio ambiente.

En muchas regiones españolas está surgiendo un interés juvenil por los viñedos, ¿en la Comunidad de Madrid la ha notado también? y si es así ¿qué sugerencias daría a los jóvenes viticultores?

Que no cejen en su intento ni en sus reivindicaciones siempre por la mejora de nuestro campo, de nuestro viñedo. Que entre todos se puede preservar y mejorar lo que ya tenemos. Son los herederos de ese buen hacer del que hablaba antes, su trabajo y su esfuerzo lo están viendo ya en la receptividad que tiene hoy el público frente a los vinos que ha mejorado considerablemente si la comparamos con antaño. Los cuatro millones de botellas a los que hemos llegado este año, han supuesto un incremento de un 12% con respecto al año anterior, y son prueba de ello.

¿Qué opina sobre la ayuda para el viñedo español durante el periodo 2019 y 2023, y si cree que será suficiente?

Necesaria, pero tendremos que ver cómo se va a aplicar en una Comunidad Autónoma como la nuestra donde el viñedo y los viticultores están muy mediatizados por la presión urbanística e industrial que supone la proximidad de la capital.

¿Dónde se consume el vino de Madrid?

El vino de Madrid se consume en Madrid principalmente y en el mercado exterior, ya que prácticamente un tercio de nuestros vinos se van fuera de nuestro país, a Estados Unidos, a Alemania y a China. Poco a poco se empiezan a ver en otras zonas de España, en Barcelona, en Bilbao, en Andalucía,…tanto en el norte como en el sur del país, pero principalmente en Madrid.

¿Cuál es el futuro de los vinos de Madrid?

Es un futuro con muchas posibilidades y mucho trabajo por delante. El reto es el mercado de Madrid, que cada día se está convirtiendo en el mercado natural de nuestros vinos y por supuesto seguir trabajando para que sean conocidos fuera de nuestras fronteras. El nombre de Madrid va en esas botellas que es la única capital del mundo que da el nombre a una Denominación de Origen de vinos.


Tenga presente nuestras Condiciones de uso y si utiliza esta información recuerde citar siempre www.sevi.net y La Semana Vitivinícola como fuente.

0 Respuestas(s) a “Antonio Reguilón, presidente del C.R.D.O.P. Vinos de Madrid: ‘La capital es el mercado natural de nuestros vinos’”

Comentarios disponibles para usuarios registrados