Topic:

La OIVE apuesta por recuperar y renovar el consumo del vino en España

 Publicado el por Alfredo López (colaborador)

 (photo: )

Nuestro país es el único gran productor de vino a nivel mundial donde su consumo es inferior al de cerveza, con apenas 16 litros por habitante y año. En los años 70 del siglo pasado se consumía cinco veces más que ahora y en los últimos 20 años se ha reducido a la mitad.

Entonces, el vino era considerado como un alimento habitual en la mesa familiar, tenía una presencia y una cercanía emocional y afectiva que se ha ido perdiendo, pasando a ser, más que un producto cotidiano de nuestra alimentación, un “ornamento” de consumo ocasional.

También el consumidor habitual de vino ha ido envejeciendo y ahora tiende a ser mayor de 40 años. De hecho, el colectivo que supera los 50 años representa ya más de la mitad del consumo total.

Estos factores, junto a otros, como que los hábitos de vida han ido cambiando y que la ingesta de vino la hemos complicado demasiado, son los motivos indiscutibles que llevan a la Organización Interprofesional del Vino de España (OIVE) a apostar por una recuperación y una renovación del consumo de vino en nuestro país entre el colectivo de mujeres y hombres de 28 a 40 años, que son ya consumidores esporádicos (ocasiones festivas o muy especiales) o de frecuencia semanal, pero que no lo disfrutan del todo, ni les resulta aspiracional.

La campaña de promoción, que se desarrollará a partir del próximo mes de noviembre y que se complementará y tendrá continuidad en 2018 y 2019 con acciones en puntos de venta, está orientada precisamente a que el vino español se consuma más dentro y fuera de casa, con comidas o tapas, y siempre con moderación; que no sea solo un producto ocasional para festividades, sino que actúe como verdadero “catalizador de momentos con sustancia”, de tantas ocasiones cotidianas que merecen la pena.

La recuperación del consumo interno pasa también por aprovechar mejor la presencia de los 70 millones de turistas que llegan cada año a nuestro país, implicándoles como consumidores y atrayéndoles hacia nuestra gastronomía y, por supuesto, hacia el consumo de vino español.

La OIVE considera que, a diferencia de lo que ocurre en otros países productores de nuestro entorno, no hay un sentimiento de orgullo o de pertenencia hacia el vino que se elabora aquí. Por lo general, nos sentimos acomplejados de lo nuestro y alejados del arraigo a la tierra, de los pueblos, de las tradiciones rurales, del origen. Ni defendemos, ni nos enorgullecemos de lo nuestro como país.

El propio sector vitivinícola hasta ahora tampoco ha favorecido una unión y un acercamiento a una cultura del vino, que transmita un mensaje sencillo y homogéneo de esta categoría de alimento. Y ese es un empeño central en el que están implicados en la actualidad todos los actores que conforman la Organización Interprofesional del Vino de España.

Ángel Villafranca, reelegido vicepresidente del Grupo de Dialogo Civil de ‘Vino’ de la CE

 Publicado el por Alfredo López (colaborador)

 (photo: )

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de España y representante del sector de Vino, Ángel Villafranca, fue reelegido vicepresidente del Grupo de Dialogo Civil de “Vino” de la Comisión Europea. Villafranca fue elegido por primera vez en 2016 y este martes 10 de octubre las organizaciones representativas de los eslabones del sector del vino y de las ONGs, miembros de este Comité, abogaron por su continuidad. 
Cooperativas Agro-alimentarias de España representa a 555 bodegas que facturan en su conjunto 1.477 millones de euros anuales. Villafranca es presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de Castilla-La Mancha desde 2008. Castilla-La Mancha es la primera comunidad productora de vino en España, elabora más del 50% del vino y cuenta con más 200 cooperativas.

La trayectoria de Ángel Villafranca siempre ha estado vinculada al sector del vino, es presidente de BACO cooperativa que produce 2 millones de hectolitros e integrada en el grupo DCOOP, del cual es vicepresidente. DCOOP es la mayor cooperativa multisectorial española que integra a más de 150 cooperativas de base, cerca de 75.000 socios y una facturación superior a los 1.000 millones de euros, que destaca por su producción de aceite y vino. 
Además, Ángel Villafranca preside la Organización Interprofesional del Vino Español (OIVE) desde su constitución. 
El Grupo de Dialogo Civil está formado por las organizaciones representativas del sector productor, comercializador, comercio e industria, además de ONGs medioambientalistas, representantes de los consumidores, etc. Es el foro oficial que analiza con la Comisión Europea todos los aspectos relevantes para los sectores agrarios. 
En el caso del sector del vino, las prioridades del Grupo de Dialogo Civil para el mandato que comienza serán el análisis de la situación de mercado en la UE y en el resto del mundo, así como la evolución del posicionamiento del sector europeo en el mercado global.

Además, se trabajará en la aplicación del nuevo sistema de autorizaciones de plantaciones, en mantener la especificad del vino en la reforma de la PAC y en la política de etiquetado, así como en trasladar a la Comisión Europea la posición del sector del vino en la política comercial UE y negociación de los numerosos acuerdos comerciales en curso. Uno de ellos será la inminente apertura de negociaciones comerciales con Nueva Zelanda y Australia y las actuales negociaciones en curso con Mercosur y varios países de África y Asia.
En concreto, una de las cuestiones que Cooperativas Agro-alimentarias de España introducirá en el debate es la mejora de la posición de los agricultores en la cadena alimentaria, mediante el fomento de la integración cooperativa que hagan ganar peso en el mercado a las empresas de sus socios productores. Debate que servirá para contribuir a las propuestas que la Comisión Europea trabaja en estos momentos sobre cadena alimentaria y sobre la reforma PAC.

COPA-Cogeca prevé uno de los volúmenes de vino y mosto históricamente más bajos en la UE

 Publicado el por Alfredo López (colaborador)

Coste (i) y Villafranca (d). (photo: )

Coste (i) y Villafranca (d).

Ángel Villafranca, presidente de Cooperativas Agro-alimentarias y vicepresidente del Grupo de Diálogo Civil “Vino”; y Thierry Coste, presidente del Grupo de Trabajo “Vino” del COPA-Cogeca, que agrupa a las organizaciones de productores y sus cooperativas en la UE, presentaron en rueda de prensa el 10 de octubre sus estimaciones de vendimia. Ambos señalaron que la actual campaña vitivinícola 2017/18, con unos 145 millones de hectolitros, aproximadamente, presenta “uno de los niveles más bajos de producción que se recuerdan”, debido esencialmente a las condiciones meteorológicas adversas y a los efectos del cambio climático.

A continuación, información para suscriptores.

El ‘clima extremo’ lleva a la producción vitivinícola de la UE en 2017/18 a un mínimo histórico

 Publicado el por Alfredo López (colaborador)

Las condiciones climáticas adversas durante el presente año 2017, incluidas las tormentas de granizo y las fuertes heladas en la primavera, así como la sequía en el verano, causaron daños considerables a los viñedos de toda Europa. Como resultado, la mayoría de las regiones vitícolas de Europa prevén una cosecha muy baja para la actual campaña 2017/18.

Los principales países productores de vino de la Unión Europea prevén descensos significativos en el volumen de producción: España espera que la cosecha sea un 16% inferior a la del año anterior; Francia, un 17% más baja e Italia la reducirá en 21%.

A continuación, información para suscriptores.

La Asociación Española del Vinagre, preocupada por la tendencia alcista en precios esta campaña

 Publicado el por Asociación Española del Vinagre (colaborador)

La Asociación Española del Vinagre (AEVIN), con la vendimia casi completamente terminada, valora con preocupación la tendencia alcista de precios en las elaboraciones de vinos. Y es que la repercusión en el precio de los vinagres de las subidas de su materia prima vino no es sencilla. Por una parte, el coste de los vinagres de vino está en dependencia directa del coste de su materia prima, que no puede ser sustituida por otro producto. Y por otra, el hecho cierto de que las grandes superficies y los importadores solo toleran bien las bajadas de precio, pero será una tarea difícil trasladar la realidad de esta campaña a los lineales y a los mercados internacionales.

En especial, es imprescindible que los vinagres de vino españoles mantengan la posición consolidada en exportación en los últimos ejercicios y muy especialmente en los mercados de mayor valor añadido como Estados Unidos, Francia o Reino Unido.

Para ello, desde AEVIN se apuesta por mantener la calidad del producto como mejor embajador para asumir un año complicado en las ventas. La Asociación Española del Vinagre mantendrá su campaña de control de calidad y etiquetado de los vinagres que se comercializan en España en colaboración con el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

“La apuesta por la calidad y nuestro compromiso con los consumidores son los principales objetivos de AEVIN”, señala su secretaria general, Vanesa Calvo, que lamenta que los productos que tradicionalmente han servido para regular el balance vitivinícola de España, como el vinagre o el mosto “no tengan una diferenciación que les dé cierta continuidad y estabilidad en producciones de materia prima y precios”.