Topic:

La nueva normativa UE sobre producción ecológica y etiquetado incluye al sector vitivinícola

 Publicado el por Alfredo López (colaborador)

 (photo: )

Reglamento UE en pdf adjunto (para suscriptores)

El pasado 14 de junio, el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) publicó el Reglamento (UE) nº 2018/848 del Parlamento Europeo y del Consejo sobre la producción ecológica y el etiquetado de los productos ecológicos, tras más de cuatro años de negociaciones, que afectará tanto al sector productor de cultivo de viñedo ecológico, al igual que el resto de cultivos con este tipo de prácticas agrícolas, como al de elaboración de vino ecológicos.

Esta nueva normativa, que deroga el Reglamento 834/2007, regulará en toda su extensión la producción ecológica de la Unión Europea y de los productos importados bajo la calificación de ecológico, biológico u orgánico desde países terceros, no entrará en vigor hasta el 1 de enero de 2021. Mientras tanto, durante este periodo transitorio se aprobará la reglamentación delegada de desarrollo o ejecución, avanzándose también en las modificaciones de las normativas nacionales al respecto.

A continuación, información para suscriptores.

La superficie de viñedo ecológico se frenó a las puertas de las 107.000 ha en 2017

 Publicado el por Alfredo López (colaborador)

Artículo con tablas en pdf adjunto (para suscriptores)

El Ministerio de Agricultura avanzó, con fechas más adelantadas que un año antes, un nuevo informe sobre la evolución de la Agricultura Ecológica en España durante 2017, en el que se observa un freno en la superficie de viñedo ecológico, que aumenta levemente un 0,2% y en solo 177 ha respecto al récord del año anterior, hasta sumar, en todo caso, un nuevo récord de 106.897 hectáreas, con disparidad según Comunidades Autónomas.

Esta superficie vitícola de cultivo ecológico representa prácticamente un 20,23 % de la superficie de agricultura ecológica en cultivos permanentes (528.504,27 ha), más de 1,5 puntos porcentuales por debajo de 2016, así como un 5,13% de la superficie de producción ecológica total, que ocupó 2.082.173hectáreas, alcanzando un nuevo récord. En cultivos permanentes solo estuvo por detrás del de olivar (36,92%) y del de frutos secos (27,81%).

A continuación, información para suscriptores.

Nuevos inversores, una gran oportunidad

 Publicado el por Salvador Manjón (colaborador)

Si hace unos meses Freixenet y el grupo alemán Henkell & Co. ocupaban las primeras páginas de los medios de comunicación, especializados y generalistas, por el acuerdo alcanzado de vender a los germanos la mayoría accionarial por 220 millones de euros (sorprendiéndonos posteriormente con las declaraciones del nuevo propietario del 50,75% de la cava en las que señalaba que su modelo de negocio era el de Jaume Serra). En esta ocasión, le ha tocado a Codorníu y al grupo inversor norteamericano Carlyle tener ese extraño honor de notoriedad por el anuncio de que se valoraba la compañía en 390 M€ (300 más los 90 que tiene de deuda) de la que los norteamericanos adquirían un porcentaje de entre el 55 y el 60%. Sin que, de momento, hayamos escuchado cuáles son sus intenciones, más allá de que Carlyle quiere convertir a Codorníu en la cabecera de su grupo europeo de vinos, doblando su facturación, lo que supondría alcanzar los 400 M€.

Ambas operaciones suponen una sacudida importante para el sector del cava español, ya que entre las dos facturan más de la mitad de toda la Denominación. Una indicación de calidad que se ha visto fuertemente criticada por lo que algunos han calificado de “apuesta por el producto barato”, con precios estancados y márgenes muy pequeños, que no permiten abordar las inversiones necesarias para crecer.

A continuación, información para suscriptores.

Comercio internacional

 Publicado el por Salvador Manjón (colaborador)

Entre Estados Unidos y Rusia se han propuesto generarnos un fuerte dolor de cabeza y un nuevo problema a nuestras exportaciones. Uno porque considera que el vino puede ser un producto con el hacerse fuerte en su política de proteccionismo y vender ante sus votantes que mantiene una política de mano dura frente los estados que se “aprovechan” de la generosidad de los Estados Unidos; y el otro porque el sector vitivinícola de ese país le presiona para que endurezca la importación de vinos alegando la necesidad de apoyar económicamente al sector que se encuentro en clara expansión y requiere de recursos económicos para poder hacerlo. Además en este caso, no solo piden un nuevo impuesto al vino importado, sino que se generen también barreras arancelarias a modo de endurecimiento de los controles de calidad y la exigencia de análisis de los vinos cuando están en los comercios; así como el establecimiento de un precio mínimo como el que ya existe para los vinos espumosos que es de 2,25€ por botella.

Las repercusiones que para nuestro sector pudieran tener estas políticas de marcha atrás en la globalización y apertura de los mercados y que cada vez más parecen estar tomando fuerza, amenazando la misma base filosófica sobre la que se fundó la Unión Europea, son impredecibles.

A continuación, información para suscriptores.

Mercados 04-07-18

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Información en documento PDF adjunto.