Topic:

Desmitificando y conquistando

 Publicado el por José Pont (Presidente de ASOLIVA) (esporádico)

Quizás la pregunta que más veces me hacen, por mi condición de presidente de los Exportadores de Aceite de Oliva de España, es si es cierto el mito de que los españoles, al no saber vender con valor, nos vemos obligados a vender la mayoría de nuestros aceites de oliva a granel a Italia para que la industria italiana, que saben más que los industriales exportadores españoles, lo vendan con sus marcas al mundo entero y así obtienen un mayor valor añadido al producto.

A ustedes les puede disgustar esta descripción de un mito instalado en el imaginario español, pero a mí, aparte de afectarme profesionalmente, me causa una gran indignación, por lo que voy a intentar dar una explicación.

Lo primero es preguntarnos si es cierta esta afirmación. ¿Es cierto lo que dice este mito? Y la respuesta es que lo fue y, parcialmente, sigue siéndolo, porque les seguimos vendiendo muchos aceites de oliva a granel, pero en lo importante, en lo que lleva de implícito la pregunta de que España no sabe hacer las cosas bien, ya no lo es, ya que hoy España, en la mayoría de los países del mundo, ya vende más aceite que Italia. Y me explico.

La venta de los aceite de oliva, desde prácticamente el único lugar de producción y consumo milenario, el Mediterráneo, ha tenido dos grandes épocas de expansión, la primera fue cuando los italianos realizaron sus grandes oleadas de emigración a principios del siglo XX, momento en el que implantaron su cultura gastronómica allí donde fueron y con ella el aceite de oliva. La segunda, a principios de los años 80 del siglo pasado, cuando se confirman las buenas noticias sobre el incremento del consumo debido a la Dieta Mediterránea, con el aceite de oliva a la cabeza, que hace que el consumo empiece a crecer fuera del Mediterráneo de forma significativa, por lo que la implantación comercial que tenían los italianos en lo que era el mundo emergente de aquella época, básicamente Europa Occidental y Estados Unidos, hizo que fueran los italianos los que se beneficiaran en un primer momento de la expansión comercial del aceite de oliva a nivel mundial. Por lo tanto, en aquellos tiempos fue cierto el mito, pero las cosas empiezan a cambiar y con mucha fuerza a partir de mediados de la década de los 80 cuando España entra a formar parte de pleno derecho en la Unión Europea, aumentando su capacidad de producción de manera muy significativa y sobre todo, mejorando de forma muy notable todos sus procesos desde el árbol hasta la almazara, logrando producir un aceite de oliva de enorme calidad, al nivel de los mejores.

Aceite de oliva virgen extra y riesgo de problemas circulatorios en extremidades

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Los responsables de Predimed ya anuncian su continuidad con el estudio Predimed Plus.  (photo: )

Los responsables de Predimed ya anuncian su continuidad con el estudio Predimed Plus.

nvestigadores españoles del Ciberobn, liderados por Miguel Ruiz-Canela y Miguel A. Martínez-González, profesores de Medicina Preventiva de la Universidad de Navarra, han publicado recientemente en el ‘Journal of the American Medical Association’ que una intervención de educación dietética con abundante provisión gratuita de aceite de oliva extra-virgen obtuvo una reducción relativa de riesgo del 66% de arteriopatía periférica. El hallazgo valida los mayores beneficios de la Dieta Mediterránea frente a la arteriosclerosis encontrados en el ensayo clínico aleatorizado Predimed.

Con un intervalo de confianza al 95%: del 42% a 80% de reducción relativa de riesgo, el hallazgo demuestra la fuerte reducción del riesgo de enfermedad arteriosclerótica periférica sintomática. Durante más de cuatro años de intervención y seguimiento, el análisis se llevó a cabo en 2.539 participantes asignados a aceite de oliva virgen en comparación con un grupo control de 2.444 participantes que recibieron educación para seguir una dieta baja en grasas. “Otro grupo, con 2.452 participantes, también recibió educación en Dieta Mediterránea pero se les regalaban frutos secos en vez de aceite de oliva virgen. Este grupo de frutos secos también experimentó una reducción significativa del riesgo, del 50% (19% a 70%) en comparación con el grupo control”, explica Martínez-González.

Grupo Matarromera avanza en la senda del aceite de oliva ecológico

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Formatos de Oliduero y Oliduero Ecológico, al fondo Antonio Selles y Carlos Moro.  (photo: )

Formatos de Oliduero y Oliduero Ecológico, al fondo Antonio Selles y Carlos Moro.

Oliduero es un proyecto innovador resultado de años de investigación del Grupo Matarromera evaluando la adaptación del olivo (Olea europaea L.) a las condiciones climáticas y edáficas de Castilla y León. Esta investigación ha permitido la plantación de olivos en diferentes pagos de Castilla y León incluidos en el régimen de agricultura ecológica.

Desde 2008 Grupo Matarromera está trabajando en el cultivo de olivos en agricultura ecológica, además, es uno de los mayores propietarios de olivos en la región castellanoleonesa y, en concreto, en agricultura ecológica.

Posee un total de 70 hectáreas de olivos de este tipo de cultivo en Pagos de Medina del Campo, Pozaldez, Quintanilla de Trigueros, Rueda y Toro, atesorando el 35% de las hectáreas de olivo en agricultura ecológica en Castilla y León, el 56% de las de Valladolid y más del 85% de la provincia de Zamora. Asimismo, su previsión es llegar a duplicar el número de hectáreas en el medio plazo. Por el momento, pretenden ampliar su superficie de olivar ecológico hasta las 100 hectáreas ya en 2015.

Con este contexto, llegan al mercado los aceites de oliva virgen extra Oliduero y Oliduero Ecológico. Se trata de aceites de oliva virgen extra elaborados con las variedades Arbequina, Picual y Arbosana cultivadas en las 70 hectáreas de olivos que posee el Grupo en las provincias de Valladolid y Zamora. En esta cosecha, definida por la empresa como de limitada producción y gran calidad, el grupo empresarial estima alcanzar una comercialización superior a las 20.000 botellas de aceite de oliva virgen extra.

Análisis de precios percibidos por el aceite de oliva y la aceituna en Cataluña

 Publicado el por Javier Granda (colaborador)

El análisis de los precios percibidos por los agricultores en Cataluña por aceites de oliva muestra una marcada tendencia a la baja desde 2005 y hasta 2009, cuando se estabilizan. Con las cifras disponibles de 2013 (enero-agosto 2013), se apunta un alza interesante, situándolos a niveles de 2008, pero estos guarismos se han de manejar con precaución, pues falta por contabilizar los meses de noviembre y diciembre, fundamentalmente. Los datos proceden de la Secretaría General de Estudios y Prospectiva Agraria y Alimentaria del Departamento de Agricultura, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Natural de la Generalitat de Cataluña.

Debe tenerse en cuenta que en 2008 se produjo un cambio en el proceso de obtención de la información de precios, para mejorarla, seleccionando los centros de información más relevantes (lonjas, grandes vendedores y grandes compradores) y que propició una ligera alteración de las series estadísticas.En el caso del aceite de oliva virgen extra menor de 0,8º (Reglamento CE 1513/2001), el primer precio anual, registrado en 2005, fue de 321,14 euros/100 kg de media; y alcanzó el precio máximo de 384,19 al año siguiente 2006. Tras dos años de descensos pronunciados, las cifras se han establecido en torno a los 200 euros, hasta los 194,49 de 2012. Los datos provisionales de 2013 (hasta agosto) rondan los 270-275 euros.

En cuanto al aceite virgen extra entre 0,8º y 2º (Reglamento CE 1513/2001), la situación es análoga: tras los 288,58 euros/100 kg de 2005, se alcanzó al año siguiente la cifra récord de 347,10, seguida de un brusco descenso hasta llegar a cantidades rondando los 180/185 euros. La última cifra registrada, de 2012, es de 185,36. Las cifras provisionales de 2013 apuntan a un incremento de precios, que podrían rondar los 255-260 euros.

La campaña de aceite más productiva en Portugal en 40 años

 Publicado el por Marc Barros (colaborador)

Los datos finales de la campaña 2013/2014 en Portugal apuntan a una producción total de 85.000 toneladas de aceite de oliva. Si se confirman eses datos, la campaña de este año será la mejor de los últimos 40 años, señalando la autosuficiencia en la relación entre lo que se produce y lo que se consume en el país.

Las fuertes inversiones en nuevas plantaciones de olivar en el Alentejo, especialmente en Alqueva, cambiaron el paisaje de la región (en la última década se plantaron más de 30.000 hectáreas de olivar intensivo y superintensivo). Hoy, la región produce más del 50% del aceite portugués.

La campaña de producción de aceite, que concluirá en marzo, debe ser “la mayor en décadas, con alrededor de 85.000 toneladas de aceite de oliva, lo cual es ligeramente mayor que el consumo anual del país, estimado en 80.000 toneladas”, según Mariana Matos, secretaria general de la asociación interprofesional Casa del Aceite. Este volumen supera en gran medida las 59.000 toneladas de la campaña pasada 2012/13 y también las 76.000 toneladas del 2011/12, que ya había sido la mejor en décadas. A nivel nacional, los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), indican un “aumento significativo” en la producción del olivar.

Así, en el Alentejo, la producción en las zonas de Borba, Serpa y Moura, estuvo condicionada por aspectos climáticos que se produjeron a lo largo de 2013. En los olivares la floración fue “abundante y corrió sin problemas, así que los árboles presentaron una carga de fruta bastante razonable”, dijo el INE. Los oleicultores de Borba estiman un aumento total de 110% en la producción de aceite con relación a 2012. La cooperativa de Borba debe cosechar 2,1 millones de kilos de aceituna, lo que corresponde a 310.000 litros de aceite.