Topic:

IV700 e IV1000 FT System: Inspección de botellas vacías antes del llenado para aumentar la seguridad alimentaria

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

Las máquinas IV700 e IV1000 de FT System analizan cada detalle del envase, en particular el fondo, la boca, la rosca y las paredes, para detectar fragmentos de vidrio, insectos, celofán, residuos de lavado, burbujas de aire, cuerpos extraños, abrasión (scuffing), entre otros defectos. Los grupos de inspección utilizados por FT System son modulares y se componen de cámaras especiales con microprocesadores y ópticas industriales estudiadas según las necesidades específicas de los clientes.

Cada vez son más los embotelladores que preocupados por los riesgos en seguridad alimentaria, instalan sistemas para la verificación de los envases vacíos antes del llenado para consolidar su presencia e imagen en los mercados. Los imprevistos pueden ocurrir en cualquier etapa del proceso de producción, durante el almacenamiento o el transporte desde la vidriería hasta el embotellador.

Detectar el envase no conforme, sea en vidrio retornable, de nueva factura o plástico, antes del llenado significa, en primer lugar, proteger al consumidor de incidentes tales como fragmentos de vidrio, insectos, restos de sosa cáustica (utilizada para el lavado de los envases). La presencia de burbujas de aire o fragmentos de otros materiales que inadvertidamente se introducen en las paredes de los envases durante la fabricación de las botellas puede terminar en la explosión de las botellas durante el llenado, o peor aún, permanecer en el vidrio después del llenado, convirtiéndose en un peligro para el consumidor.

Otro aspecto es el de la imagen: Es cada vez más importante evitar las abrasiones (scuffing) en el envase, especialmente en el caso de exportar a mercados muy sensibles a la estética perfecta del envase.

Esta tecnología es capaz de trabajar a una velocidad de 72.000 Bph y realiza los análisis independientemente del color del envase. Su motorización está situada en un compartimento superior, separado de la zona de inspección, para estar separada de los envases y lograr mayor higiene y facilidad de acceso.

El objetivo de FT System es ayudar a los productores a evitar la comercialización de productos no conformes, las reclamaciones de los clientes, reduciendo los costes innecesarios y aumentando la eficiencia en el proceso productivo. FT System, del grupo Arol, ofrece una amplia gama de sistemas y tecnologías de seguimiento y control de la línea de embotellado y embalaje, tanto para las botellas como para los envases rígidos o flexibles.

 

Ysios Reserva 2008

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Ysios Reserva 2008. (photo: )

Ysios Reserva 2008.

Bodegas Ysios (D.O. Ca. Rioja) lanza al mercado su nueva añada, Ysios Reserva 2008. Se trata de un vino 100% Tempranillo marcado por un poderoso y distinguido carácter. En cata ofrece un atractivo color rojo cereza. En aromas se presenta intenso y elegante, con predominio de frutas negras y un complejo y bien integrado fondo de finos torrefactos. En boca es potente, concentrado y con un final suave y persistente.

Esta nueva añada es más fresca y afrutadaen nariz. Mantiene una buena y bien integrada presencia de los aromas de barrica, francesa y húngara, tipo tostados y torrefactos y en bocaes potente y estructurada, pero con un tanino muy fino que le da más suavidad, con buena amplitud y equilibrio, y un final persistente.

Reconocimiento a Joan Gil por su labor al frente de la UVIPE y de la AVC

 Publicado el por SeVi (colaborador)

De izquierda a derecha: Roqueta, Bort, Gil y Torres. (photo: )

De izquierda a derecha: Roqueta, Bort, Gil y Torres.

El pasado 3 de febrero se reunió la Junta Directiva de la Associació Vinícola Catalana (AVC), en las instalaciones del Real Club de Polo de Barcelona. Se trataba de una ocasión especial y, después de la Junta se celebró un almuerzo para agradecer a Joan Gil sus 27 años de dedicación al sector vitivinícola.

Al finalizar el almuerzo, el actual presidente de la AVC, Valentí Roqueta, dirigió unas emotivas palabras en las que elogió la labor llevada a cabo por Joan Gil primero al frente de la Unió Vinícola del Penedès (UVIPE) y en los últimos ejercicios como secretario general de la Associació Vinícola Catalana.

A continuación fue Miguel Torres, que presidió la AVC entre los años 2010 y 2014 y que con anterioridad también fue presidente de la UVIPE, quien recordó alguno de los momentos vividos junto a Joan Gil. El homenajeado recibió una placa conmemorativa en recuerdo de su tarea al frente de las dos patronales vitivinícolas. Seguidamente, fue el director del Institut Català de la Vinya i el Vi (Incavi), Jordi Bort, quien dedicó unas palabras en las que destacó la constante inquietud de Joan Gil por mejorar la situación del sector vitivinícola.

Sébastien Maurel, director-gerente de Isagri España: ‘El software específico para bodega aporta ventajas competitivas’

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

Isagri es la filial de un grupo francés creado en 1983 con el propósito de proponer soluciones informáticas realmente adaptadas a las explotaciones y empresas agrícolas y vitivinícolas. Hoy en día el grupo cuenta con unos 110000 clientes repartidos en los 3 sectores principales: agricultura, ganadería y vitivinicultura. En Europa, son unas 6.000 bodegas las que usan una o varias de las aplicaciones Isagri, principalmente en Francia, España e Italia. Hablamos con el director-gerente de la firma en España.

¿En qué estado está el nivel de informatización de las bodegas españolas? ¿Y en comparación con sus competidores internacionales?

El sector de las bodegas siempre ha tenido un nivel de informatización superior a los otros mercados en los que estamos trabajando. Cualquier bodega española ha de gestionar como cualquier empresa y, por tanto, la informática es una herramienta imprescindible. Sin embargo, muchas bodegas españolas no están informatizadas con aplicaciones específicas para su actividad sino con programas estándar del mercado (tipo facturación) o incluso con hojas de cálculo. En comparación con sus competidores europeos Francia e Italia, las bodegas españolas cuentan con menos software específico para las áreas comerciales, administrativas y de relación clientes (CRM, e-mailing, etc.), pero sin embargo son muy punteras en el uso de programas para el seguimiento de la trazabilidad y las normativas de calidad (sanidad, normativas de producción, etc.), debido a una presión y exigencias más intensas en el mercado español.

¿En qué fase hay más camino por recorrer?

En temas comerciales y de administración (facturación, estadísticas, optimización del fichero de clientes, acciones comerciales…) y sobre el control de los viñedos, aunque estamos notando cambios últimamente en estos dos aspectos.

¿Hasta qué punto es necesario o importante que el software y las soluciones informático-tecnológicas estén desarrollados específicamente para bodegas?

Es fundamental. Usar un software específico aporta varios beneficios a la bodega: Tiempo y coste de instalación mucho más reducido (el software ha sido directamente pensando para ello); Uso más fácil, más intuitivo y más rápido. Este aspecto es muy importante porque muchas veces el personal de las bodegas que usa la informática no es especialista en informática y busca algo sencillo y que se adapte a su trabajo diario, ¡y esto sin que necesite estar siempre delante del ordenador!; Hoy en día nuestros clientes piden resultados e informes que les ayuden a tomar buenas decisiones y que les ayuden a cumplir con las distintas normativas específicas de las bodegas… por lo tanto tener un programa específico que te lo permita es una gran ventaja. Por último añadiré el hecho de que los programas evolucionan. Por lo tanto, si una bodega tiene un programa específico, tiene la garantía de que su programa siempre va evolucionar para responder mejor a sus necesidades… lo que no puede tener con una aplicación estándar.

¿En qué campo de la vitivinicultura vamos a ver desarrollos tecnológicos más interesantes?

¡Afortunadamente en todos! Estamos en lo que se puede llamar el “cambio/ruptura” informático. La informática tal cual la hemos conocido hasta hace poco está en plena transición. Uno de esos cambios lo representa el concepto “cloud” o “nube” que va a permitir a los usuarios poder acceder desde cualquier lugar a su aplicación informática y/o a sus datos. Esperemos que las infraestructuras que permiten tener buenas conexiones a internet avancen a la misma velocidad en el campo (es decir, dónde están, nuestros clientes). Otro gran cambio lo representan los “devices”, los soportes sobre los que vamos a trabajar y allí también hemos visto y seguiremos viendo cambios importantes: smartphone, tableta, mini-tableta, etc. Ya hay más smartphones que ordenadores y consideramos que a finales de 2018 habrá casi el mismo número de tabletas que de ordenadores. Por lo tanto, estamos invirtiendo mucho para que nuestras aplicaciones se adapten completamente a estos nuevos modos de uso. Y no estoy hablando de lo que van a suponer en el futuro los objetos conectados: podemos imaginar sensores en la viña que transmitan la información directamente al programa o lo mismo con captores sobre los depósitos de vino… sin hablar de los aparatos, relojes o gafas conectadas…

La relación viñedo-bodega es vital. El intercambio de información entre ambos polos ha de ser constante, ¿cómo pueden ayudar las soluciones de Isagri en ese sentido?

Nuestra aplicación para viñedos permite conocer el historial de los trabajos y tratamientos realizados en la viña, la evolución de la maduración de la uva… Permite el acceso en cualquier momento a información sobre el avance de la viña y empezar a planificar la vendimia. Y luego en nuestro programa de vendimia, el usuario puede relacionar la parcela a los rendimientos, a la analítica de la uva y luego al vino… Al final se trata de tener una trazabilidad completa de la viña hasta el vino acabado.

¿Es el mantenimiento y actualización del software y equipos un engorro? ¿Es necesaria una formación específica?

El mantenimiento es necesario porque garantiza a la bodega que su software va a seguir evolucionando según sus necesidades, los cambios legislativos, administrativos y tecnológicos. Dentro del mantenimiento que ofrecemos, está incluido el apoyo de nuestros técnicos en caso de dudas de manejo y la organización de formaciones in situ y sesiones de formación a distancia (online). Respecto a la actualización física del software, estamos haciendo evoluciones para que las instalaciones se hagan de la manera más sencilla posible, incluso para instalaciones grandes. Estamos trabajando para realizar actualizaciones automáticas a través de internet o la “instalación en un clic”. En el caso de una actualización, no es necesaria una formación específica. La actualización se acompaña siempre de una descripción de las novedades y en cada nueva versión ofrecemos a los clientes soluciones de formación.

¿Es necesario que una bodega realice una instalación integral de soluciones informáticas? ¿Se puede ir ampliando/implementando progresivamente?

No hace falta. Nuestra solución está compuesta de varios módulos interconectados entre ellos pero que pueden funcionar de manera independiente. Eso permite a cada bodega elegir los módulos que ve más necesarios al inicio del proyecto y luego poder ir ampliando sin ningún problema más adelante.

V. Martínez, dir. téc. de Vinos Cándido/Multinivel: ‘Los equipos en régimen de prestación de servicio cubren todos los procesos de bodega'

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Ventura Martínez. (photo: )

Ventura Martínez.

Flexibilidad. Es lo que ofrece la solución de Vinos Cándido/Multinivel a través de sus equipos de maquinaria en régimen de prestación de servicio. Su director técnico defiende que así las bodegas pueden contar con los equipos más avanzados, con un coste fijo por litro. Como él dice: la bodega crea y ellos ponen los medios.

¿Qué ventajas ofrecen los equipos móviles para bodegas?

Son muchas las ventajas que, para las bodegas, representa el poder disponer de cualquier equipo en régimen de prestación de servicio. En primer lugar, la bodega puede contar en cada momento con los equipos más avanzados que hay en el mercado, sin necesidad de inversión, costosos mantenimientos, formación de su personal, etc. Cada año, en función de las características de la cosecha, e incluso de las demandas del mercado, nuestros clientes disponen de los equipos y procesos que ellos eligen, y para los vinos que ellos deciden. Se evita así el riesgo de comprar equipos que pueden quedar anticuados en unos años, o no ser idóneos para toda la gama de vinos elaborados en bodega. En cuanto a costes, el hecho de tener un coste fijo por litro permite escandallar la producción y centrar esfuerzos en otras áreas mucho más determinantes y con mayor proyección, como la comercialización, desarrollo de nuevas líneas de vinos, etc. La bodega se dedica a crear, nosotros ponemos los medios necesarios para que los enólogos lleven a cabo su creación.

¿Qué fases del proceso de elaboración se prestan más a esa movilidad?

Hace catorce años comenzamos con el centrifugado de vinos. En la actualidad disponemos de más de quince equipos para llevar a cabo diferentes servicios. En realidad, son pocos los procesos que una bodega lleva a cabo en sus vinos y mostos que no podamos realizar. Desde la filtración de mostos en vendimias, hasta el embotellado, cualquier proceso puede llevarse a cabo bajo prestación de servicio. Filtraciones, clarificaciones, estabilización tartárica, etc. son llevados a cabo con rapidez y eficiencia.

¿Responde el sector de forma positiva a esta posibilidad?

Definitivamente. Cada vez son más los clientes que nos confían sus procesos. El primer trabajo siempre suele plantear ciertas dudas en el cliente, tanto a nivel técnico como logístico. Una vez realizado y vistas las ventajas, los clientes siguen demandando otros servicios pues supone un alivio poder disponer de los mismos en el momento preciso y a coste definido en cualquier momento.

¿Cuánto puede ahorrarse una bodega con los equipos en régimen de alquiler?

A la hora de cuantificar el ahorro hay que tener en cuenta muchos factores. El coste de oportunidad de realizar inversiones en equipos tradicionales desvía recursos de áreas en donde serían más productivos, como el marketing, la comercialización, etc. No es fácil amortizar equipos que se usan apenas unos días o semanas al año. Los equipos para tratamiento de vinos son cada vez más variados y complejos, requiriendo un aprendizaje en su uso y mantenimiento que no es fácil de asimilar por el personal de bodega. En una bodega, no es raro ir a poner en marcha un equipo y darnos cuenta de que este, o no funciona, o no se le había hecho el mantenimiento necesario, o tenemos que hacer memoria para su puesta en marcha. Todo esto se evita si se dispone de equipos en prestación de servicios.

Tampoco hay que descartar el riesgo de que los equipos queden obsoletos en pocos años por la aparición de nuevas técnicas o por exigencias del mercado. El mundo del vino ha cambiado mucho en los últimos quince años y lo sigue haciendo a gran velocidad.

¿En qué estado está el nivel tecnológico y de maquinaria de las bodegas españolas en la actualidad?

Se encuentra uno de todo. Es habitual ver bodegas donde conviven equipos de última generación con equipamiento obsoleto. Una bodega no puede permitirse renovar equipos cada cinco u ocho años, sin embargo, la tecnología sí que avanza a ese ritmo. Las bodegas medianas y pequeñas no pueden permitirse tener toda la gama de equipos existentes. En las bodegas grandes, que podrían tenerlos, las rigideces en personal, horarios, etc. no les permiten sacarles todo el provecho. En los últimos años, ya han aparecido bodegas que confían todo su proceso productivo a la provisión de servicios externa, contando solamente con envase y equipo de vendimia, centrando todo su esfuerzo en elaboraciones de alto valor.

Centrifugado de vinos en La Rioja con equipo en prestación de servicio.

Centrifugado de vinos en La Rioja con equipo en prestación de servicio.