Topic:

La tercera generación de mujeres de Tinto Pesquera presenta su nueva referencia: el vino MXI 2016

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

La tercera generación de Bodegas Alejandro Fernández Tinto Pesquera llega pisando fuerte. Inés Bocos Fernández, Elvira Bocos Fernández, Lucía Pascual Fernández, Ángela Pascual Fernández Y Elisa Martínez Martínez, nietas de Alejandro Fernández y Esperanza Rivera, fundadores de las Bodegas Alejandro Fernández Tinto Pesquera, presentan MXI 2016, un vino fresco, joven y de sabor afrutado elaborado con una única variedad de uva: la Tempranillo, que ha crecido en viñedos a 900 metros de altura, concretamente en el Monte Alto de Pesquera.

MXI 2016, de las Bodegas Alejandro Fernández Tinto Pesquera, ha envejecido en una selección muy cuidada de barricas de roble americano con tostados medios, durante 14 meses y, antes de salir al mercado, ha reposado seis meses en botella. Así, este tinto se presenta, a ojos de su enólogo, Rodrigo Pons Morente, como un vino limpio y brillante, de un intenso color violeta. En nariz es fresco y su aroma recuerda a frutos rojos y negros, en especial, a moras y a frambuesas. MXI 2016 resalta en boca por sus taninos redondos y una acidez perfecta. Sus toques frescos varietales, reaparecen bajo la lengua tras los primeros segundos.

Cada trago se muestra muy agradable en el paladar. El postgusto es afrutado y recuerda a las moras y a los frutos negros.  Con una graduación del 14%, MXI 2016 se sirve en copa a una temperatura de entre 12 y 14 ºC y es ideal para acompañar arroces, risottos, pasta, carne a la brasa y chuletillas al sarmiento. En cuanto a su consumo, el último vino de las Bodegas Alejandro Fernández Tinto Pesquera es óptimo desde el momento de compra. No obstante, el enólogo Rodrigo Pons Morente recomienda decantar el tinto MXI 2016 30 minutos antes del servicio ya que, aunque esto no afecta a la calidad del vino, pueden aparecer sedimentos procedentes de la elaboración natural.

La Tempranillo con la que se ha elaborado el Tinto Pesquera MXI 2016 ha crecido en un viñedo con una superficie de 200 hectáreas en el Monte Alto Pesquera. Éste, un terreno franco arenoso, se encuentra dentro del término municipal de Pesquera del Duero, con una orientación sur y a 900 metros de altitud.  El clima de maduración del viñedo ha sido más cálido de lo habitual, pues las primeras heladas del año 2016 no llegaron hasta el mes de noviembre y diciembre. Pese a este factor medioambiental, el ciclo de brotación fue evolucionando de manera normal y el periodo de vendimia se desarrolló durante el mes de septiembre. La recogida fue sana y con una calidad excepcional.

MXI 2016 es, también, un homenaje a Ribera del Duero. Este vino tinto hace referencia a 1011, año en el que el califa Suleymán al-Mustain entrega Osma, Gormaz y San Esteban de Gormaz, tierras de la Ribera del Duero, al Conde de Castilla, Sancho García, un año determinante para la Reconquista. Además, MXI 2016 debe su nombre a que las uvas tempranillo con las que está elaborado este vino tinto proceden de los lotes 10 y 11 de la finca de las Bodegas Alejandro Fernández Tinto Pesquera.

El MXI 2016 supone, además de un nuevo proyecto para la familia, la bienvenida a las nuevas generaciones. Así, con MXI 2016, las mujeres de Tinto Pesquera dan la bienvenida a una nueva generación, pero sin perder de vista la tradición y maestría de su familia.

Nueva añada de Pruno 2017, de Finca Villacreces, con certificado ecológico

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

Como cada año, Finca Villacreces adelanta, en primicia, una edición limitada de botellas magnum en lata de su vino Pruno, como anticipo a la salida del resto de la cosecha 2017 de su vino más notorio.

Esta es la segunda ocasión en la que la lata de Pruno Magnum muestra los secretos de Villacreces, una serie que inició el año pasado con el guardián de la finca y que relata alguna de las anécdotas que suceden en este paraje ubicado en plena “milla de oro de Ribera del Duero”. En esta añada 2017 se representa la fauna que rodea Villacreces a través de un curioso visitante, Prunito, un pequeño rayón o jabalí que, durante un tiempo, se paseó por la bodega.

Además, esta es la primera añada en la que todos los magnum de Pruno aparecen con el certificado de viticultura ecológica, por lo que se ha querido hacer un guiño a la ecología cambiando el color de las etiquetas de rojo a verde, sólo, como forma excepcional, para esta cosecha y formato.

Esta serie especial de Pruno se podrá adquirir en tiendas especializadas y on-line, y será la única forma de poder probar el nuevo Pruno 2017, antes de su salida oficial en enero de 2019. 

Finca Villacreces apuesta por el respeto al privilegiado entorno natural que la rodea, por lo que, desde hace tres años, se encuentra en proceso de certificación ecológica, algo que ya ha conseguido para esta serie magnum, disponible a partir el 1 de diciembre.

Lágrima Rosa 2018, el espíritu del rosado de Bodegas Ochoa

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

Javier Ochoa creó el Ochoa Rosado de Lágrima en los años 90 con el objetivo de elaborar el mejor rosado de Navarra con sus propias uvas y con el método que se emplea en Navarra: el sangrado. Ahora, su hija Adriana sigue su legado. La bodega ha lanzado una partida de la añada 2018 de este vino bajo otro nombre, Lágrima Rosa, y también ha actualizado su “vestido” (la etiqueta) pero la calidad y el origen (Finca El Bosque de Traibuenas) siguen siendo los mismos de siempre. Elaborado con uvas Garnacha, Merlot y Cabernet Sauvignon  de la finca El Bosque de Traibuenas, el mosto permanezca en contacto con los hollejos un corto periodo de tiempo (4-6 horas), para pasar a depósito de acero inoxidable (sin prensar, por eso es de lágrima) donde fermentará. Un rosado brillante, con aromas a frutos rojos, boca fresca, larga y compleja. Con cierta estructura tánica y acidez equilibrada. Un vino muy versátil.

El potencial de la Prieto Picudo en el vino Cumal 2016

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

La bodega Dominio Dostares nació en 2004 con el objetivo de recuperar y poner en valor la variedad leonesa Prieto Picudo. Cumal 2016 es fiel muestra del enorme potencial que esta variedad puede ofrecer. Dominio Dostares es, seguramente, la bodega que más viñedo centenario ha recuperado y conservado de Prieto Picudo a lo largo de estos años. Una variedad casi extinta a finales del siglo XX, que se caracteriza, como su nombre indica, por sus peculiares racimos pequeños y compactos. Cumal 2016, por tanto, es una joya en botella. Tras una permanencia de 9 a 12 meses en barricas de roble francés, ha completado durante 12 meses de crianza su afinamiento en botella antes de salir al mercado. Un vino que muestra la esencia de esta variedad, única y diferente, y el valor vinícola de la zona. Es un vino de larga guarda para disfrutar y sentir el carácter de la Prieto Picudo. Como bien dice su enólogo, Rafael Somonte, Cumal sitúa a esta variedad en los “más altos estándaes de delicadeza y finura”.

Bodegas Gallegas, reconocida por sus buenas prácticas empresariales

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

El Departamento de Servicios Avanzados del Consorcio de la Zona Franca de Vigo, a través del servicio de información empresarial Ardán, ha concedido a Bodegas Gallegas el indicador Ardán “Empresa Global 2018” de un total de 147 empresas en esta categoría.  Se le reconoce la labor realizada en el proceso de internacionalización teniendo en cuenta factores como, el número de clientes extranjeros, los clientes a los que se exporta, el volumen de las exportaciones fuera de la UE y el personal dedicado a las tareas de internacionalización. Por otro lado, dos de sus bodegas también han sido reconocidas: Bodega Rectoral de Amandi ha obtenido el indicador Ardán Empresa Bien Gestionada 2018; y la bodega de la D.O. Rías Baixas Rectoral do Umia ha obtenido el indicador Ardán Empresa Gacela 2018, por su elevada tasa de crecimiento.