Topic:

Toro Albalá implanta una identificación a sus vinos para evitar las falsificaciones

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Toro Albalá. (photo: )

Toro Albalá.

Los vinos de Bodegas Toro Albalá contarán con una identificación personalizada para protegerlos de imitaciones. El acuerdo entre la empresa belga Selinko se cerró el 1 de diciembre de 2014. Aunque el momento del lanzamiento fue en la feria Vinitech-Sifel. En este salón se presentó el nuevo sistema de los vinos Toro Albalá en la gama Selección Convento. La bodega, ubicada en Aguilar de la Frontera (Córdoba) dotará a sus vinos más exclusivos de la tecnología Selinko con el máximo nivel de seguridad. El fin será proteger de imitaciones una producción tan exclusiva como es la de los Don PX de Toro Albalá. Mediante un smartphone equipado con NFC, el consumidor podrá escanear la etiqueta de la botella para acceder a su certificado de autentificación a través de la aplicación móvil Selinko disponible en Google Play Store.

Será a partir de marzo de 2015 cuando los compradores de vinos Don PX Convento Selección en las nuevas añadas de 1929, 1955 y 1965 contarán con ese servicio que ofrece esta bodega cordobesa, que despunta por su forma de tratar a los vinos como si de almas se tratara.

‘Le vin en tube’, una singular innovación

 Publicado el por Jesús Ávila (colaborador)

Sugerente presentación. FOTO: Jerome Ubassy. (photo: FOTO: Jerome Ubassy.)

Sugerente presentación. FOTO: Jerome Ubassy.

A finales del 2013, un joven chef emprendedor francés, Nicolas Foulquier, lanzó al mercado el concepto Oeno&Co, basado en una idea novedosa que impulsaba la venta de una selección de vinos de los châteaux más renombrados del Valle del Ródano envasados en tubos. Hoy, este innovador enfoque de la comercialización del vino está recibiendo los mejores elogios, y no sería nada extraño que, al paso que va desarrollándose esta sorprendente concepción, se convirtiera en algo muy usual en la revolución del vino de nuestro tiempo.

 “El concepto es menos sacrílego de que pudiese parecer”, comenta con especial énfasis Nicolas Foulquier. Se trata de una idea práctica, pensada para facilitar su traslado, cuando se concibe como un regalo original. Es importante recordar que los vinos no pierden nada en calidad, al tiempo que al comprador le es más fácil testar el producto antes de decidirse. La iniciativa ha tenido la audacia de proponer los vinos en envases de cristal en forma de probetas, que recuerdan los recipientes de los alquimistas medievales; también, por la forma, a pequeños catalejos de marinos.

A Nicolas Foulquier, apasionado por el mundo de los vinos, le debemos esta singular iniciativa que desarrollamos: propone a la venta una selección de los mejores vinos del Valle del Ródano, servidos en forma de cofre o arcas, conteniendo 2, 3 o 5 tubos de 6 centilitros.

A esta rocambolesca aventura se han sumado Châteauneuf du Pape, Gigondas, Vacqueyras, Muscat de Beaumes-de-Venise, y una docena más de grandes dominios vitivinícolas de la región del Ródano francés. Todos ellos no han dudado en apostar por este innovador concepto, dándole la plena confianza, además de proponer cofres con más de 30 referencias, según las medidas, y preselección de vinos, que contemplan tanto blancos, rosados y tintos. Lo que ha llamado la atención es que los más reputados restaurantes de la ciudad de Lyon ya han dado su aprobación al concepto.

El tubo es un envase de vidrio, patentado y engastado por una cápsula a tornillo de aluminio, que cuenta con el visto bueno del INRA de Montpellier y de l’Ecole Nationale Supérieure d’Arts et Métiers de París para la mejor conservación de los vinos. Este nuevo sistema de envase cumple, gracias a un procedimiento de acondicionamiento bajo atmósfera inerte, con el fin de que el vino no sufra alguna degradación organoléptica.

Para el viticultor, esta es la oportunidad de representar su vino bajo una forma innovadora, elegante y también práctica; los envíos por correos se hacen mucho más fácilmente que no en botellas. Igualmente es un útil perfecto de comunicación; una excelente carta de visita gustativa (si usted desea ser conquistado, la firma le propone de inmediato los mismos vinos en botella tradicional), y para los viajeros de paso en la región, una tarjeta postal enológica.

Por supuesto, estos tubos no están adaptados a una larga conservación y la conservación óptima está garantizada en torno a los seis meses, pero la calidad está más que demostrada.

Montibox defiende la versatilidad y las ventajas del bag in box

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Montibox. (photo: )

Montibox.

Tradicionalmente, el bag in box ha sido considerado un envase para vinos de menor calidad y sobrantes del envasado en botella. Es ahora cuando el consumidor final comienza a apreciar las ventajas del bag in box por su manejabilidad, y cómo no, su mayor ventaja: evita que el oxígeno entre en el envase una vez abierto y permite de esta manera que el vino se conserve en óptimas condiciones durante meses.

El equipo de Montibox cuenta con más de 30 años de experiencia en el sector y podemos afirmar que la imagen de este envase ha cambiado. Cada día aumenta el número de vinos y otros productos de alta calidad que se envasa en bag in box. Su versatilidad y mejora en los diseños gráficos de las cajas hacen que este envase sea cada vez más atractivo. Esto no pasa desapercibido y, por ejemplo; la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV) ha tomado nota de ello, contemplando el bag in box como un envase independiente a partir de 2017, diferenciándolo así de las estadísticas de consumo y venta de vino a granel.

Son cada días más las bodegas que aumentan su cuota de mercado, sobre todo en países de Europa del norte, gracias a la incorporación del bag in box como envase para sus vinos. Escandinavos o franceses no conciben tener un vino en casa si no es en este envase. Montibox apuesta por su envase, calidad y óptimo servicio, esto se refleja en la satisfacción y fidelidad de nuestros clientes. La empresa se adapta a las necesidades de sus clientes y las cubre de la forma más eficiente posible. Día a día son más las bodegas que confían en Montibox y se sienten atraídas por su cercanía y capacidad de adaptación y respuesta, lo que ha llevado a la firma al aumento de su capacidad de producción para cubrir así la demanda creciente del mercado.

Coravin: tecnología inteligente, sencillez y belleza todo en uno

 Publicado el por SeVi (colaborador)

Sistema Coravin. (photo:                                 )

Sistema Coravin.

El Sistema Coravin es un sistema de acceso al vino. A diferencia de los sistemas de conservación, que precisan descorchar y dejar que el oxígeno entre en la botella, el Sistema Coravin deja el corcho en su sitio para que siga protegiendo el vino. El equipo de Coravin ha llevado a cabo pruebas de cata a ciegas de botellas a las que se ha accedido anteriormente con el Sistema Coravin y de botellas de control de la misma caja con maestros sumilleres, expertos en vino y los propios bodegueros. Ninguno de ellos ha sido capaz de distinguir entre botellas a las que se ha accedido anteriormente y las botellas de control intactas. Los principales restaurantes de todo el mundo ya confían sus programas de vino a copas al Sistema Coravin.

Con el Sistema Coravin los clientes pueden permitirse probar antes de comprar y degustar muestras de las botellas más exquisitas mientras hacen sus compras. Sin malgastar. Únicamente más ingresos con cada botella vendida.

- Personalice las catas para cada cliente, con poca antelación.

- Enseñe a sus clientes muestras diferentes de varietales, añadas o regiones.

- Ofrezca la posibilidad de probar vinos antes de comprar, sin importar el precio.

- Optimice el valor de los presupuestos de muestras.

Recomendado por los críticos de vino más influyentes como Robert Parker Jr. o Jancis Robinson. Lo encontrará ya en los mejores restaurantes como Arzak, Mugaritz, Akelarre o Can Jubany.

Ramondin recibe la certificación en Responsabilidad Social IQNet SR10 de AENOR en el primer acto oficial del 125 aniversario de la firma

 Publicado el por SeVi (colaborador)

De izquierda a derecha: José Miguel Munilla, CEO de Ramondin; Ana Teresa Echeverría, presidenta del Consejo de Administración de Ramondin; Yolanda Beldarrain, directora general Gestión Capital Riesgo del Gobierno Vasco y Luz Emparanza, directora AENOR en  (photo: Carlos Glera Castillo)

De izquierda a derecha: José Miguel Munilla, CEO de Ramondin; Ana Teresa Echeverría, presidenta del Consejo de Administración de Ramondin; Yolanda Beldarrain, directora general Gestión Capital Riesgo del Gobierno Vasco y Luz Emparanza, directora AENOR en

La directora de AENOR en el País Vasco, Luz Emparanza; acompañada por Yolanda Beldarrain, directora general de Gestión de Capital Riesgo del Gobierno Vasco; entregó recientemente a la firma Ramondin, referente en la elaboración de cápsulas, la certificación IQNet SR10, que reconoce la labor de la empresa en materia de Responsabilidad Social. En el acto participaron José Miguel Munilla, CEO de Ramondin; y Ana Teresa Echeverría, presidenta del Consejo de Administración de la firma. El acto coincide con el comienzo de la celebración de los 125 años de la firma, fundada en 1890 por Frederic Dehillotte Ramondin en Ibarra (Tolosa).

José Miguel Munilla destacó que esta certificación pone en valor el trabajo realizado por Ramondin durante estos años: “Es un día importante para los más de 600 trabajadores que formamos parte de Ramondin porque se reconoce nuestro esfuerzo por hacer de Ramondin una empresa responsable. Las más de 18.000 empresas de vinos, licores o champán que confían en nosotros lo hacen por la calidad de nuestros productos y por la garantía de nuestro servicio, pero también lo hacen porque conocen nuestra protección del medioambiente, la política de empleados ejemplar, nuestra transparencia y comportamiento ético y la contribución a la comunidad que nos rodea”.

“Nuestra apuesta por la innovación, la inversión o la internacionalización y las personas, que constituyen las claves de nuestro éxito, están asentadas en una filosofía muy arraigada y en unos fuertes valores de empresa que han permitido nuestro crecimiento y nuestra existencia durante más de un siglo, y confiemos que durante muchos años más”, añadió Munilla.

Por su parte, Luz Emparanza, directora de AENOR en el País Vasco, repasó la trayectoria y las certificaciones de Ramondin desde el año 1995. Primero, la certificación en calidad; en 2002, el compromiso con el medio ambiente; y, en 2007, su apuesta por la seguridad y salud en el trabajo. Emparanza destacó que todas estas certificaciones comparten una misma cualidad: son voluntarias. “La certificación quiere decir que una organización se somete, voluntariamente, al examen de un tercero independiente. Es un compromiso y una exigencia que la propia empresa se autoimpone y que está arraigada en la propia filosofía y estrategia de Ramondin”, señaló.

En su intervención, Yolanda Beldarrain, directora general de Gestión de Capital Riesgo del Gobierno Vasco felicitó en nombre del Ejecutivo a todo el equipo de Ramondin y señaló que este certificado va en el camino de lo que el Gobierno vasco está potenciando: “Queremos asociar el compromiso de la RSE de vuestras empresas, de la iniciativa privada, con la apuesta del Gobierno por nuevos sistemas de gestión más competitivos y más responsables”.