Topic:

Novedades enológicas de Juan Gil Bodegas Familiares

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

El Grupo Juan Gil Bodegas Familiares (participado mayoritariamente por la familia Gil Vera), incluye bodegas en diez denominaciones de origen. Al cierre de  2016 contaba con más de 1.500 h de viñedos propios y un volumen productivo de unos  8,8 millones de botellas, de las que el 75% se exportan más de 40 países. Con tal poderío, sus últimas novedades abarcan buena parte de la geografía española.

Arrancamos con Lagar da Condesa 2016, D.O. Rías Baixas, es un Albariño de color oro pálido brillante con aromas a manzanas y peras con deliciosas notas de limón, excepcionales notas afrutadas y un agradable toque de miel concentrado y mineral. En boca es rico y amplio regado con notas cítricas maduras, denso, con buena acidez y un largo final.

Uno de sus emblemas es, sin duda, Juan Gil Etiqueta Plata 2015, de D.O. Jumilla. Presenta un atractivo color picota intenso con matices violáceos y potentes aromas de fruta roja madura, torrefactos, especias y notas ahumadas. De gran estructura, es un tinto muy maduro y goloso, potente, sabroso y elegante, con buena entrada en boca y muy persistente. Perfectamente integrados, la fruta, el alcohol y la madera en un armónico equilibrio que lo hace muy agradable al tomar. Con un largo final de boca mantiene la “dulzura” típica de la uva Monastrell.

De la D.O. Campo de Borja llegan los vinos Godina y Morca, cien por cien Garnacha. Morca permaneció 20 meses de crianza y Godina 15 meses, posteriormente cada barrica fue catada y tras una cuidadosa selección se obtuvo una producción limitada de ambos vinos.

Godina es un vino de color púrpura con aromas de intensidad moderada a especias, regaliz, ciruela y ligeras notas florales. Nariz muy fina y elegante, sus taninos maduros ofrecen una boca con textura sedosa, de pureza excepcional, bien equilibrada y con un largo final.

Morca, color púrpura intenso, exhibe aromas a cerezas y ciruelas maduras enmarcadas con notas a cedro y especias. En boca ofrece una gran concentración, con pronunciados sabores a mermeladas de frutos rojos. Los taninos finamente integrados le aportan un final largo y persistente.

El vino Albina Essencia de Bodegas Riojanas apunta a la gama más alta del mercado

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

El tinto Albina Essencia ha nacido como fruto de un sueño largamente perseguido por Bodegas Riojanas: “ofrecer un vino clásico 'premium', posicionado en la gama más alta del mercado”. Así lo presenta el director general de la bodega, Santiago Frías, para quien "este vino, elaborado a partir de la máxima selección y la excelencia en todas las partes del proceso, concentra la más pura esencia de Rioja y el alma de Bodegas Riojanas". Una bodega clásica, que atesora la experiencia centenaria de cinco generaciones elaborando alguna de las marcas más prestigiosas de Rioja, como son Viña Albina y Monte Real.

Y es que no hay sueño imposible cuando se persigue con la paciencia, el esfuerzo, la confianza y la ilusión con que todo el equipo de Bodegas Riojanas se ha implicado en este proyecto durante varios años de investigación. Desde la selección en viña, al trabajo enológico en bodega y presentación final de un vino concebido para el segmento 'premium' del mercado, ya que tan solo se ofrecerán 12.000 botellas de esta primera reserva de la excelente añada 2011.

Para la elaboración de Albina Essencia, el equipo de campo seleccionó entre las 1.685 parcelas que controla Bodegas Riojanas las uvas procedentes de tan solo 16 parcelas de tempranillo y una de graciano. Ubicadas en Cenicero y San Vicente, todas ellas están plantadas hace más de 60 años, tienen rendimientos muy bajos y se cultivan con criterios de mínima intervención de productos fitosanitarios. La vendimia se realizó en cajas de 15 kilos y los racimos pasaron por una mesa de selección que incorpora tecnología para una última revisión grano a grano. Todo el proceso está orientado a obtener unas uvas a la altura del producto de lujo que se quiere ofrecer y basado en las técnicas tradicionales de ensamblaje que constituyen la esencia de los vinos de Rioja. Una vuelta a los orígenes de los grandes clásicos.

De igual manera, tal como afirma Santiago Frías, "la elaboración y crianza se han concebido con el máximo detalle para alcanzar el objetivo de excelencia en cuanto a la calidad y que la personalidad del vino refleje la esencia de Rioja y el alma de nuestra bodega". Por ejemplo, cabe destacar la fermentación con levaduras autóctonas para mantener la tipicidad de las parcelas de procedencia de la uva, la maceración con los hollejos durante 25 días para obtener una mayor complejidad aromática y cromática, así como la fermentación maloláctica en barricas nuevas de roble americano de tostado ligero. Para el envejecimiento de un vino tan especial, que ha permanecido seis años en bodega, se utilizaron exclusivamente barricas nuevas de roble americano (85%) y francés, completándose la crianza con la permanencia de las botellas en los calados históricos de la bodega durante 24 meses.

En cata, Albina Essencia destaca por su finura y elegancia, sello inconfundible de los Rioja históricos, como lo es también su gran potencial de longevidad. Dirigido al mercado de alta gama, que le convierte en un magnífico regalo navideño, su presentación resulta igualmente espectacular, con una botella troncocónica de gran peso, etiqueta de terciopelo y medalla de estaño. Igualmente novedoso es el estuche, con un cajón a modo de “secreter” que incluye una muestra de tierra arcillo-calcárea de los viñedos de procedencia del vino y un 'kit' de tres aromas (regaliz, vainilla y chocolate) con el que se pretende completar la experiencia e invitar al consumidor a descubrir todos los matices y sensaciones que aporta Albina Essencia. Un vino singular, auténtico e inimitable que despierta los sentidos y te traslada a un origen, a un estilo y a una tradición vitivinícola de más de 125 años.

Los vinos del Jamuz (León) rompen su silencio y hablan de Mencía, Prieto Picudo y Garnacha

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo:                                 )

La comarca de Tierra de Jamuz, en la provincia de León, cuenta con saber vitivinícola ancestral y cepas autóctonas de una zona de vinos antaño histórica. Ahora, la bodega Fuentes del Silencio recupera la actividad vitivinícola del Jamuz con un proyecto que se basa en el trabajo con viñedos viejos de más de 100 años (algunos de ellos prefiloxéricos) de las variedades autóctonas Mencía y Prieto Picudo para revalorizar la viticultura de la zona elaborando vinos singulares de producción muy limitada.

El proyecto lo lidera la enóloga Marta Ramas, con la asesoría de Raúl Pérez; junto a los impulsores del proyecto, Miguel Ángel Alonso y su mujer, María José Galera. Juntos trabajan por recrear la esencia del territorio buscando la máxima expresión de cada una de sus pequeñas parcelas, practicando una viticultura integrada y potenciando al máximo los métodos tradicionales para convertirse en un testimonio vivo de la historia vitícola de los viñedos de la frontera del noroeste de España.

Fuentes del Silencio se ubica en el municipio de Herreros del Jamuz, zona singular desde el punto de vista climático y geológico, cuya gran cantidad de reservas de agua provocan que fuese conocido en el pasado como “el pueblo de las fuentes”, legado popular que inspiró el nombre de la bodega. Sus instalaciones se encuentran en el casco antiguo del municipio, en unas casas que se han rehabilitado respetando el adobe y la piedra original. La adaptación a su nuevo uso vitícola se ha desarrollado siguiendo la misma filosofía que para la elaboración de los vinos: de forma artesanal, arriesgada y con poca intervención. Además de esta propiedad, Fuentes del Silencio también dispone de una bodega tradicional leonesa (esculpida en la roca y en medio de sus viñedos); un espacio recuperado y dispuesto para catas y encuentros.

Las cepas de la bodega Fuentes del Silencio se sitúan sobre sedimentos auríferos, formados por conglomerados franco-arcillosos. Lo que en la actualidad es un valle rodeado de viñedos comenzó como una explotación de oro en tiempo de los romanos. Gracias a que dicha labor de minería se realizó muy superficialmente, apenas se modificó el paisaje y la viticultura; implantada sobre los mismos terrenos que la antigua mina.

La bodega cuenta con tres vinos: Fuentes del Silencio, Fuentes del Silencio Cepas Viejas y Fuentes del Silencio Rosado. Entre ellos destaca la última añada de Fuentes del Silencio Cepas Viejas, la 2015. Éste es un vino tinto color rubí elaborado a base de Mencía, Prieto Picudo y Garnacha. Complejo en nariz, con intensa fruta roja, fruta negra confitada y chocolate; en boca es seco, con una acidez elevada, taninos finos, equilibrados e intensos, notas de grosella roja, frambuesa y cereza negra con chocolate, cedro, madera tostada y minerales. Su final es largo y persistente.

La Bobal de Vicente Gandía se engalana para ir de Ceremonia

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

El enólogo de Bodegas Vicente Gandía, Luis García Severino, creo en el año 1996 creó el vino Ceremonia, coupage de variedades selectas que fue pionero en cuanto a vino valenciano de calidad en la D.O. Utiel-Requena. Ahora, la bodega toma la decisión de ampliar la gama con Ceremonia Bobal, que recoge la esencia de un vino de autor realizado 100% con la variedad Bobal, la uva autóctona de esta D.O.P. Las uvas para Ceremonia Bobal proceden de la Finca Hoya de Cadenas, donde la combinación de suelos calizo-arcillosos y los contrastes de temperatura en verano, con días calurosos y noches frescas, son ideales para obtener vino de aromas intensos y excelente concentración.

Ceremonia Bobal es un vino tinto de estilo moderno y elegante, con una elevada carga frutal. De color cereza picota con una capa alta de tonos brillantes. En nariz presenta una elegante gama de frutos rojos silvestres con notas de un roble tostado suave. La entrada en boca es amplia, con unos taninos maduros y suaves. El postgusto es persistente, que nos demuestra toda la elegancia de la variedad Bobal vendimiada en su momento óptimo.

Essential 2015, de Juve & Camps, fresco cava homenaje a la variedad Xarel·lo

 Publicado el por SeVi (colaborador)

 (photo: )

Llega Essential 2015, la nueva añada del cava más fresco de Juvé & Camps que rinde homenaje a la variedad Xarel·lo. Es un cava especialmente complejo, cremoso, vibrante, fresco y lleno de matices que definen su esencia. Procedente de las viñas de Espiells, es un cava monovarietal de gran calidad especialmente dirigido a un público joven con curiosidad por el vino espumoso.

Elaborado únicamente con la fracción del mosto flor, Essential se fermenta en depósitos de acero inoxidable y se selecciona una levadura específica que favorece la expresión de los aromas varietales durante la primera fermentación alcohólica. El vino base se embotella para la segunda fermentación y crianza sobre lías siguiendo el más riguroso método tradicional. Su maduración en cavas es de más de 15 meses, con el objetivo de preservar al máximo los aromas primarios del Xarel·lo y mostrar notas finas de la crianza que le aportan complejidad y finura. El resultado es un cava reserva brut de 12% vol. con un gran potencial y carácter.

Los vinos blancos base para la elaboración del cava fruto de la vendimia 2015 resultaron muy afrutados y con muy buen equilibrio. Juvé & Camps muestra en este cava una expresión de la uva Xarel·lo en su versión más fresca y agradable.